lunes, 4 de junio de 2012

The Turin Horse, The Raid: Redemption y Las Nieves del Kilimanjaro.

Atentos a la escena inicial de The Turin Horse (2011, Béla Tarr, Hungría), una toma larguísima, un plano secuencia de más de cuatro minutos:



Y ahora, atentos a esta otra escena de The Raid. Redemption (2011, Gareth Evans, Indonesia), un alarde de coreografía y de montaje:



¿Saben una cosa?: estoy orgulloso de pertenecer a la misma especie de homínidos a la que pertenecen estos dos directores de cine porque han regalado al Séptimo Arte dos escenas tan maravillosas como las que acabamos de contemplar.

¿Saben otra cosa?. La distancia que separa a Hungría de Indonesia es de 10.000 kms que es, prácticamente, la distancia cinematográfica que parece separar The Turin Horse de The Raid. Redemption. Y digo "parece" porque ambas son, en realidad, dos películas que tienen mucho en común. ¿Me he vuelto loco?. No. The Turin Horse y The Raid. Redemption son dos películas hechas por y para estetas. Son dos películas que reniegan de los diálogos, que no necesitan decorados ni necesitan actores, se bastan con unos pocos figurantes y unos pocos bailarines para plantear lo que no es más que una excusa para lucir el virtuosismo cinematográfico de sus realizadores. Ambas quieren combatir el Mal ora con la inutilidad del filósofo ora con la brutalidad del guerrero. The Turin Horse lucha contra el Mal recurriendo a la resignación del espíritu que es el arma del asceta, del astrólogo, del alquimista, del brujo, del sacerdote y del místico. The Raid. Redemption combate la maldad a hostias utilizando los puños, los brazos, los huesos, la sangre y el acero, que son las armas del bruto, del agricultor, del sindicalista, del anarquista, del albañil y del soldado.

La distancia que separa a MrLombreeze de The Turin Horse y de The Raid. Redemption es la misma distancia que separa al mensaje del mensaje espurio, la misma distancia que separa la obra creada por y para el el artista de la obra creada por una causa justa, la distancia que separa al charlatán del orador, al activista del mesías, la distancia que separa la paja del autor de la paja en el ojo ajeno, que es mi ojo, que es el del espectador, que es el que me importa. A lo peor el cine puro es, a fin de cuentas, todo aquel cine que milita en uno de los dos bandos representados por The Turin Hose y The Raid. Redemption. ¡Viva la imagen en movimiento!. Y luego trágate una de estas dos pastillas: reflexiona mucho sobre lo que has visto, a ver hasta dónde llegas o, mejor, no reflexiones nada; seguramente llegarás al mismo lugar. Sobredosis de sueño o sobredosis de vida. La maravillosa estética. El placebo de las almas que se creen sensibles.


Ahora que el mundo parece desmoronarse.., Béla Tarr se desencanta, se rinde, reza a los mayas y a los dioses del Apocalipsis, le reza a los lobos de Hobbes, al esoterismo, a los tsunamis y a los huracanes "Que vengan las siete plagas y arrasen todo lo miserable de este planeta. Que acaben con Babilonia y con Egigto. Que no quede rastro de la obscena y abyecta perfidia del alma humana. El mundo no tiene salvación mientras por él camine el Hombre. ¡¡¡El mundo pesa demasiado!!!". Y Béla Tarr reza en blanco y negro porque los ojos de los hombres no ven en blanco y negro y los sacerdotes siempre rezan en legua extraña para el vulgo. Béla Tarr es un llorica que se enrosca sobre sí mismo como el gusano cuando es atacado, como la música de Mihály Vig. Béla Tarr viene a conquistarnos con una baratija en forma de collar engarzado con perlas conceptuales que desprenden brillos filosóficos que deslumbran a las espectadores primitivos (el viento... mira que es poderoso el viento...).


Ahora que el mundo parece desmoronarse.., Gareth Evans reza a los maestros del Pencak Silat, el arte marcial indonesio que arranca las cabezas y las tripas de los malvados, que apuñala los corazones de los corruptos y quebranta las columnas vertebrales de los codiciosos, de los egoístas y de los insolidarios. "Abajo con el apestoso edificio fálico en el que habita la corrupción que envenena nuestra sociedad. En la cima, en la última planta, vive el responsable de todas nuestras desdichas. ¡¡¡Acabemos con él y estaremos todos salvados!!!". Y Gareth Evans reza en la sala de montaje porque los ojos de los hombres no ven tan rápido como los del montador y los sacerdotes siempre rezan en lengua extraña para el vulgo. Gareth Evans es un camorrista que inmola a sus bailarines machacándoles el cráneo contra el muro de la música electrónica, una música tan primitiva como la de Mihály Vig. Y los espectadores, también primitivos, aplauden sus sacrificios humanos porque apaciguan la ira de sus dioses y demonios.


Pero ahora que el mundo parece desmoronarse.., ¡también llegan los Míos!, los que no rezan ni se rinden, los que no saben pegar puñetazos y no se cansan de caminar contra el viento en busca de agua. Los que saben que al Mundo lo van a salvar, como siempre, los Buenos. Los Buenos que ayudan a los Buenos y los que le dan un vaso de agua al enemigo, al hermano, al negro y al gitano. 

Llegan Akis Kaurismaki y Robert Guédiguian y nos regalan El Havre y Las Nieves del Kilimanjaro. Y yo les digo a ustedes que son dos películas maravillosas. Y los cínicos se ríen de mí cuando hablo de "fraternidad". Y los malvados ríen con ellos. Y a los Míos nos llaman perdedores, ilusos, idealistas, nostálgicos, decimonónicos... Y cosas peores.

Pero yo, en verdad os digo, que mi reino no es del mundo de Béla Tarr, mi reino no es del mundo de Gareth Evans, mi reino es de este mundo, el mundo en el que todos "tenemos que comer". El mundo que una vez soñaron Victor Hugo y Jean Jaurés.

Aaaaaaaaaaaaaamén.

Ahora que el mundo parece desmoronarse.., con todos ustedes: Kilimanjaro (1966), una canción de Pascal Danel.



Este post va dedicado a todos los cinéfilos que me leen (militen en el bando que militen) pero, con su permiso, muy especialmente para dvd, redrum y David Amorós (mis brujos) y a MrMierdas y Ángel (mis guerreros). Un beso de MrLombreeze (the looser). También estoy orgulloso de vosotros.

23 comentarios:

Alex Palahniuk dijo...

Genial, la primera escena me ha encantado. Me gusta mucho este chiringuito cinematográfico que tienes montado. ¡Un abrazo!

miquel zueras dijo...

Parece que en Hungría todos los grandes se llaman Bela: Lugosi, Bartok, Kun... Me encantó "The Turin Horse" aunque reconozco que no es una película fácil.
Muy bueno "The Mexican" con su toque spaguetti western. Me lo he puesto mientras pasaba la mopa por mi piso. Saludos. Borgo.

Dr. Quatermass dijo...

La del caballo me ha dado pereza pero la secuencia de la peli de Indonesia es un prodigio donde se puede seguir sin problemas todo lo que pasa, estoy tan harto de las supuestas pelis de acción que es un montaje frenético de planos que no explican nada. Me voy a apuntar todas las recomendaciones de este post, que lo sepas.

Saludines

David Amorós dijo...

Bueno Mr. Lombreeze, pues gracias por esta dedicatoria. Yo también estoy orgulloso de ti. The raid la pasaron en Sitges y todo el mundo habló maravillas de ellas, pero no la vi. La de Guediguian tampoco la he visto, aunque lo haré (y con The Raid también). A mi, que me encanta Kaurismaki, me gustó mucho su última película, aunque no tanto como su cinematografía anterior. Quizás, siguiendo tu lúcido razonamiento, yo ya he perdido la fe en las personas, no sé. Y claro, me encantó ese ejercicio estético, autocomplaciente y nihilista que es The Turin Horse (reconozco que era la segunda peli de Tarr que veía y que la otra no me gustó). Ya sabes que a mí me puede el cine estético y soy tan primitivo que me dejo fascinar por la fuerza del viento, je,je. Un abrazo.

David dijo...

"Madre, qué tonto me siento" cuando aparece un texto en alemán y no sé lo que quiere decir...
mmmm...qué bien que no me considere ni cinéfilo, y menos aún cinéfalo...
La de Raid me importa un pimiento...El Dr. tiene razón, está bien coreografiada y eso, pero no sé... Esas pelis me terminan aburriendo.
La de Bela, pues no tengo muchas ganas de ponerme con ella (en realidad, ninguna), pero debo confesar que ese inicio me ha gustado mucho (es bonito). Claro que es un inicio y también el comienzo de Hierro 3 está muy bien y luego la peli se va perdiendo (en mi opinión)... y como he leído y un amigo me ha contado un poco lo que pasa en esta, pueeeeeeees....
El Havre me gusta mucho... y ahora me voy a poner con otras de Kaurismaki...
Y bueno, yo soy de Chaplin y de Capra...tengo malas rachas de vez en cuando, y a veces me las creo sólo sobre una pantalla, pero quiero pensar que también ocurren en el mundo real.
Te has enrollado un poco en la entrada (bueno, como yo aquí, puedes decir), pero no te ha quedado mal (ja,ja)
Un saludito

MrMierdas dijo...

Te debo cien euros... Toma realidad!

dvd dijo...

Tremendo... Creo que eres el único ser vivo capaz de pesar en la misma balanza a Tarr y una peli de kárate... A ver si llegamos aquí a los 30 comentarios...

fiona dijo...

Yo de los dos videos me quedo con el segundo, soy más guerrera que bruja, pero no he visto ninguna de las pelis que mencionas. De todas formas, creo que mi reino es más el tuyo, el de comer...jajaj

La canción me ha encantado.

1besico!

Angel dijo...

Soy un guerrero!!!!!!! soy un puto guerrero!!!!
No he visto ninguna de las pelis y no se si las veré...pero el post es de puta madre...usted no es un looser (en el fondo todos los somos), es un JODIDO SABIO

Sr.ConBoina dijo...

Pensaba pasarme por aquí y quitarme el sombrero, simplemente a modo de saludo. Después de leer este post, el gesto descubrirme la cabeza admite más significados. ¿Lo hago por respeto? ¿Lo hago para rezar una oración? Bueno, sí y sí, pero lo hago sobre todo para demostrarle mi más absoluta admiración. Chapeau!

Mr. Lombreeze dijo...

@miquel, no te olvides del más grande de todos: Béla Bartok. Yo me aburrí viendo The Turin Horse. Y eso que la escena incial me dejó conmocionado. A la hora la dejé. Luego la he vuelto a ver entera con un ánimo reforzado y sigo pensando que es una película aburrida pese a reconocerle algunos méritos estéticos. Como quiero decir en el post, estoy cansado del nihilisomo apocalíptico, me parece una ridiculez y una frivolidad de auteur en los tiempos que corren. No puedo evitarlo.

@Doc Q, jo, pues si la primera escena te da pereza.., no te digo nada sobre lo de verte las dos horas y media de la peli. The Raid: Redemption no peca de eso de lo que te quejas (y yo me sumo), ese montaje de planos que duran milisegundos. Pero claro, es que necesitas a auténticos prodigios de las artes marciales para poder tomar planos largos de peleas como éstas. Las coreografías son de lo mejor que yo creo que se ha hecho jamás en el cine de artes marciales.

@David Amorós, ya ves que te estoy promocionando eso del día 06J, jajajaja. Si tienes hij@s, no puedes permitirte el lujo de perder la fe en la Humanidad. Así que menos Haneke, von Trier o Tarr y más de lo otro (ahora soy yo el mesiánico). En el primitivismo se encuentra la felicidad. Los recovecos intelectuales conducen a la agonía. Mira Nietzsche: se volvió loco!!!. The Turin Horse me agotó, pero no por ser contemplativa sino por eso otro que tú dices: esa militancia catastrofista-nihilista me parece filosofía barata y escapista. Me aburre.

@MrMierdas, has captado perfectamente la moraleja del post. Toma tú ahora otra sobredosis de realidad: ¡¡¡tus padres quieren 100 euros más!!!.

@David, yo me estoy leyendo un libro que es más largo que este post. Incluso tu comentario es casi tan largo como el post. Jajajaja, buen chascarrillo a costa de Nietzsche. Con The Raid..., tú mismo, es tan "aburrida" como The Turin Horse, coincido pero lo mismo que The Turin Horse, tiene muchas escenas que merecen la pena. Y no te olvides de Campanella, que también eres de Campanella. Tendrás que comenzar por Las Nieves del Kilimanjaro.

@dvd, en mi defensa tengo que decir que cuando escribí el post estaba algo borracho y acababa de ver "Proyecto X"... Nooooooo, ¡¡¡tenemos que llegar a 30 comentarios en tu post!!!, que es el que ha inspirado éste. Ahora ya he visto acabar The Turin Horse. Y no es karate, es Pencak Silat. No te comportes como un occidental prepotente de esos que llaman "chinos" a todos los asiáticos. (Kobayashi era chino, ¿no?). Pero vamos que lo que yo quería decir es que The Turin H. and The Raid R., me aburrieron lo mismo +/-. También me pasa con John Cage y Pablo Alborán.

Mr. Lombreeze dijo...

@Angel, sí, soy muy sabio. Pero lo que vengo a decir en el post es que ya soy más sabio por viejo que por sabio. Y se me resienten las articulaciones cuando veo pelis de mamporros, pelis de fábulas filosófico-baratas de autor (tanto peor si son apocalípticas) o cuando me tomo más de 3 gintonics. Total, que me hago viejo y reivindico el derecho a tener manías y fobias. Me lo he ganado. Y me cago en Dreyer, cojones, que es un plasta y un triste. Tanta corrección nos va a matar a todos. Como dijo David Amorós a propósito de una peli española "yo odié, odié, odié, odié Intruders". Eso sí que es una crítica.

@fiona, pues no te arrepentirás si ves The Raid: Redemption porque la verdad es que sí que se flipa a ratos. Qué hostias, madre mía. En The Turin Horse solamente comen patatas hervidas. Y luego ni eso. Desde el punto de vista gastronómico no es que sea una peli muy atractiva. La canción es parte de la peli a la que da nombre. Una parte muy sentimental.

David Amorós dijo...

Pues con lo de mañana vas a poder hacer uno de tus chistes más recurrentes conta mí, ja,ja. Y esta vez quizás justificado...

Mara Miniver dijo...

Uff, después de todo lo que resoplé con "The Turin Horse" no sé si le meteré mano a esa "The Raid". De "Las nieves del Kilimanjaro" me han hablado muy bien y estoy deseando verla, y si me la pones junto a "Le Havre", pues más todavía.

Un saludo

redrum dijo...

Peeeeero... Looser, al parecer, puede significar "promiscuo".

Semper fidelis, ya lo sabe, y no me pongo etílico-emotivo, que la liamos.

Más que aburrida, The Turin Horse me pareció agotadora. Desespera, que supongo que es lo que pretende.

Tengo pendiente The Raid desde que en Sitges la pusieron por las nubes.

Un abrazo!

dvd dijo...

No, si yo no soy un occidental prepotente, sino ignorante, que es distinto... El kárate (o como se llame) me parece más aburrido que Béla Tarr (él, no sus películas); dos tíos que no se quieren pegar pero que se pegan y luego se saludan como si tal cosa... Eso no está bonito, hombre...

Mr. Lombreeze dijo...

@Sr. ConBoina, Decía el coronel nazi de "El General de la Rovere": "no me gusta que me adulen ni que me den las gracias",
pero yo no soy nazi, así que muchísimas gracias por el piropo. Tampoco soy de estos: http://www.youtube.com/watch?v=TCql_AXSpzg
JAJAJJAJA.

@Mara, a mí The Turin Horse me dio hambre, me tuve que ir a comer una patatica asada a El Fuelle (restaurante zaragozano para guiris). Lo de las coreografías de The Raid.., yo creo que merecen la pena. Pero la moraleja del post es, efectivamente, a mí dame Las nieves del Kilimanjaro y métete el nihilismo y los mamporros por donde te quepan.

@redrum, ser promiscuo tiene pinta de ser agotador. No me veo en ese papel porque, además de vago soy desorganizado. Sólo tú te emocionas cuando te llamo "gafapasta" a la cara, pero es que lo hago con tanto cariño... Hay una cosa que me enseñó mi padre: "los pobres cuando se desesperan cantan las canciones de sus abuelos". Y los oligofrénicos de The Turin Horse no cantan. Ojo, MrMierdas también puso The Raid por las nubes...

lughnasad dijo...

The Turin Horse está en mi "lista de deseos". The raid no la conocía y por lo tanto me la apunto.
Las nieves del Kilimanjaro la he visto y me ha gustado, sobretodo por su filosofía.
Sí, los personajes parecen excesivamente buenrollistas, pero eso es porque en la actualidad al que es (intenta ser) coherente con sus ideas (de izquierdas) se le llama utópico, iluso y hasta, por qué no decirlo, TONTO. Pero así intentan ser los pesonajes, con sus luces y sus sombras (como la vida misma), tipos de izquierdas comprometidos hasta la médula con sus ideas. También es muy destacable la visión que se da de los hijos, tipos con todos los derechos sociales ganados, que piensan que siempre fue así, hay un par de conversaciones entre padres e hijos, muy didácticas.
En cuanto a lo cinematográfico, me gustó menos. Hay cosas del guión cogidas con alfileres y que podían estar un poco mejor trabajadas, pero es un film de obligado visionado.

Mr. Lombreeze dijo...

@lugnah, prefiero todos los defectos del Kilimanjaro a todas las virtudes deTurín. El fogonazo de emotividad y compromiso de la historia de Las Nieves del Kilimanjaro abrasaron mis conos y bastoncillos cinéfiloculares. Y me importan un comino los fallos de guión de la peli. De eso va este post. Yo también creo que, si hubiera que elegir, se progresa más intelectualmente mirando al Kilimanjaro que al experimento austrohúngaro de Béla Tarr. Pero bueno, que no hay por qué elegir. No, al menos, hasta que nos cierren el grifo de las descargas. Así que vean las tres, busquen, comparen y tómense unas birras.

Ferre dijo...

Sí, hombre, como que después de haber soportado "El Hombre de Londres", voy a ponerme a ver "The Turin Horse". Ni-de-co-ña. Tropezaré dos (y más) veces con otras piedras, pero el peñasco Tarr lo tengo ya muy localizado y ni me acerco a él.

Pero "The Raid" la veré, a ver qué tal.

Saludos,

Ferre

Mr. Lombreeze dijo...

@Ferre, Jajajja, ya veo que lo tienes calado. Eres un caso de los que sorprende a mi amigo redrum: soportas a Boulez pero no a Dreyer, Tarkovski o Tarr. Es que los melómanos somos una especie aparte. Jajaja. No he visto El hombre de Londres. De Tarr "solamente" he visto Satantango (7 horas) y, como dice otro colega, "ésa de la abadía de Westminster..." jajajjaa. La primera vez que vi El caballo de Turin aguanté 1 hora, luego volví para terminarla, también lo hice por otro amigo blogger; dvd. Moraleja: 1.-estoy harto de tantos amigos!!!, jajaja. 2.-no sintonizo con la visión del mundo de este señor. No te olvides de Las Nieves del Kilimanjaro.

Ferre dijo...

De "Las nieves..." estoy oyendo muy buenas críticas. O sea, que sí, no me olvido.

Se ve que mi oído no va parejo con mi ojo. Pero bueno, por lo menos Boulez no me martiriza con la misma nota durante horas (ahora yo digo aquí que me gusta Feldman, que sí que es capaz de aguantar notas hiperextensas y a la mierda mi argumentación). Qué leches, soy "asín" ;-)

daniel dijo...

The Turin Horse es una cinta brillante y digo es un cine dificil de digerir pero vale la pena, The Raid esta por verse jeje... y Le Havre y Las nieves del Kilimanjaro son dos peliculas humanas y llenas de vida, aunque la ultima me gusta un poco mas.
Gran entrada, saludos.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails