viernes, 5 de abril de 2013

Roger Ebert (1942 - 2013). D.E.P. La jerga cinematográfica es el último refugio del canalla.

"La teoría del cine no tiene nada que ver con las películas. Los que la estudian esperan desentrañar algo de ellas pero todo lo que van a encontrar es un lenguaje oculto y arcano diseñado solamente con el propósito de excluir a aquellos que no lo dominan y dar premios académicos a los que lo hacen. Nadie que tenga gusto o inteligencia querría enseñarla, por lo que la definición de las personas que la enseñan es ésta: son incapaces de enseñar otra cosa.

Un sabio editor de cine me dijo hace tiempo: "Cuando comprendes algo de verdad lo puedes explicar de modo que casi cualquier persona puede entenderlo. Pero si no lo comprendes.., ¡no serás capaz de entender ni tu propia explicación!". Es por eso que el 90% de la teoría del cine académico es una mierda. La "jerga" es el último refugio del canalla."


¡¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAMÉN!!!

Décadas antes del nacimiento de feisbuk, el crítico cinematográfico Roger Ebert ennobleció los denostados "Me gusta" y "No me gusta".

Y los representó gráficamente al estilo de los césares del Imperio Romano: con pulgares hacia arriba o hacia abajo que representaban la aprobación o el rechazo por tal o cual película. Se alcanzaba así la cima de la verdad absoluta de la crítica cinematográfica: las películas gustan o no gustan. Y el resto son cosas de filósofos platónicos o de ratas de sala de montaje (dos oficios ajenos al espectador medio).

He aquí la Verdad Gusana Revelada: El antojo del ojo del espectador es el máster del universo cinematográfico que, como buen universo, debe tender a expandirse infinitamente. Les aseguro que el universo de conocimiento cinematográfico de Roger Ebert era vastísimo ("Godard es un director de primera fila, ningún otro director en la década de los 60 ha tenido más influencia en el desarrollo del largometraje. Al igual que Joyce en la ficción o Beckett en el teatro, es un pionero cuyo trabajo presente no es aceptable para el público presente. Pero su influencia en otros directores va, gradualmente, educando a una audiencia que, tal vez, en la próxima generación, será capaz de mirar hacia atrás a sus películas y ver que aquí es donde comenzó su cine.").

Hace muchos años que leo los artículos de Roger Ebert en el Chicago Sun-Times. Así que les confieso que los voy a echar de menos y, desde aquí, quiero agradecer especialmente a Mr. Ebert su esfuerzo durante la última década de su vida en la que siguió con sus escritos pese a padecer un cruel cáncer tiroideo que lo dejó primero sin habla y, más tarde, sin ni siquiera poder comer.


Muchos expertos van a glosar la figura de Roger Ebert durante estos días, así que yo solamente voy a aportarles un par de apuntes personales:

- Mi mayor desencuentro con Ebert sucedió cuando leí su opinión sobre La Puerta del Cielo (1980, Michael Cimino).

- Mi más feliz encuentro con Ebert aconteció cuando me conocí su pasión por El Tercer Hombre (1949, Carol Reed), una película que confesó haber visto más de treinta veces.

Siempre seré fan de uno de sus más famosos gritos de guerra: "Your movie sucks!!! (I Hated Hated Hated This Movie)". Mi veredicto: Two Thumbs Up para Roger Ebert.


Les dejo, a modo de homenaje, con unas cuantas vixens (literalmente "zorras" pero que vienen a ser, más bien, "jamonas con muy mala leche") de Russ Meyer, amigo personal de Roger Ebert con quien coescribió el guión de Beyond the Valley of the Dolls (1970, El Valle de los Placeres), gran película para todos los que somos fans de Meyer.

D.E.P.

6 comentarios:

Ca dijo...

Bueno, me confieso también seguidor del sr. Ebert con el que coincido en apreciaciones en ocasiones y en otras difiero. Pero ahí está la gracia. Igualmente considero El Tercer Hombre, una obra muy interesante, más que notable. "Dos pulgares más". Saludos.

Dr. Quatermass dijo...

Ultimamente uno va viendo demasiada gente caer, gente que ves la noticia y bueno lo sientes pero tampoco te impresiona. Pero ayer cuando leí la noticia la verdad es que se me cayó el alma al suelo. No es sólo que este hombre sea una institución, una referencia, y muchas cosas más, es que como dices, no se andaba con tonterías ni con ornamentos literarios. Yo me empapé de sus críticas con la enciclopedia de cine en CD-ROM que editó microsoft allá por los 90, una pequeña maravilla que alguien debería poner en formato web para uso y disfrute de todos.

Two thumbs up for Roger!

dvd dijo...

No era de mi estilo de crítico, del que me ha erizado el vello, como Farber, por ejemplo. Pero da igual, eso no importa; ha muerto un hombre de cine, y eso es triste, también por lo que este señor ha sufrido al final de su vida. Y, una vez soltada mi idiotez, siempre le agradeceré, como a tantos otros de su "especie", que hayan sido tan generosos con zoquetes como yo y les hayan donado sus conocimientos gratuitamente. Descanse en paz...

David dijo...

Qué bien que hayas hecho esta entrada para no tener que hacerla yo ;-)

redrum dijo...

Ufff.. usaba Mac... Thumbs down...

Mr. Lombreeze dijo...

@redrum, Roger Ebert solamente usó Mac al final de su vida cuando le mermaron sus facultades mentales.

@Doc. Q. di que sí Doc, estoy completamente de acuerdo.

@Ca, yo creo que podría decirse que solía coincidir con Ebert en un 60% de sus opiniones. No está mal. Me he tragado grandes pestiños "por su culpa" pero también he descubierto grandes obras maestras gracias a él. En fin, como dice dvd, lo que hay que agradecer a esta gente es su generosidad (aunque sea remunerada) enciclopédica.

@Dvd, Manny Farber... Es que yo soy un señor de narrativa. Farber dijo que lo último que le interesaba de una crítica es si la película le había gustado o no al crítico... Era un poeta. No era muy útil para el espectador medio. Teníamos en común el que no nos apasiona "El hombre tranquilo".

@David, siempre a su servicio!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails