martes, 6 de agosto de 2013

Cine de Venganza 2013: Only God Forgives y Sweet Vengeance. Sangrientas Simplezas Cinematográficamente Potables.

Hablábamos el otro día de Cine Rocambolesco y cambiamos hoy de tercio hacia otra clase de cine muy abundante también en los últimos días: el Cine de Venganza, un subgénero inmoral e inmortal que siempre entretiene mucho.


Traemos dos recomendaciones de dos películas que tienen en común varias cosas: una simple historia de violenta venganza (expeditiva y gore), una puesta en escena elaborada (que yo voy a bautizar ahora como "hiperrealismo límbico-violento-romántico"), varios momentos que rozan el ridículo y un título explicito. A saber: estamos hablando de Sólo Dios Perdona y Dulce Venganza.

A Sólo Dios Perdona, la última película de Nicolas Winding Refn (el responsable de Drive), le han llovido palos desde todos los frentes. No es de extrañar. Es una amoral estilización visual de esa violencia que alimenta los mitos primitivos que ya estilizaron los griegos con sus tragedias familiares cuando construyeron mitos de lo que no son nada más (y  nada menos) que los impulsos que florecen en sociedades o ambientes sin ética y/o sin ley que se rigen por sus cerebros límbicos. Love it or Hate it. No hay otra opción con esta película pasadísima de rosca por fuera, algo reiterativa, y tan hueca por dentro como un coco seco. 


Sólo Dios Perdona me dio la oportunidad de demostrar a mi esposa, una vez más, lo culto que soy cuando le dije: "es una mezcla de Gaspar Noé y Jodorowsky". Voilá: en los créditos finales, N. W. Refn dedica la película a, entre otr@s, Gaspar Noé y Jodorowsky. De Noé plagia las magistrales fotografía, ambientación y bso de la magistral Enter the Void. De Jodorowksy viene gran parte de la estupidez (que es mucha) de la película: todas esas chorradas del misticismo de la carne y la sangre (herencia bastardo-cristiana) metáfora de sabediosqué basada en quiensabequé basura filosófica oriental. O sea, lo de siempre: sexo y violencia y poco más. Muy poco refinamiento conceptual para un paladar tan acojonantemente exquisito como el mío. Ryan Gosling está tan contenido que parece ser que estuvo a punto de implosionar en un par de momentos del rodaje.

Resumiendo: la parte Noé = muy buena; la parte Jodorowsky = ridícula.


Dulce Venganza es una propuesta mucho más convencional si la comparamos con la anterior. Es un western (aunque Sólo Dios Perdona también tiene esquema de western) que transcurre en Nuevo México, en el Far West, como dios manda. Dios está también detrás de los delirios del villano de la historia: el profeta Josiah, un iluminado ambicioso, cruel, machista y racista que anda todo el día hablando del Más Allá pero obrando con un ojo puesto en el Más Acá y todos sus placeres terrenales. Una ex prostituta con dos cojones bien puestos y un estrambótico sheriff (estupendísimo Ed Harris) que cree en la Justicia sobre todas las cosas, completan el triángulo protagonista de esta notable película que huele, a ratos, a Malick y a otras cosas del cine independiente norteamericano. Me gustó mucho más que el 5,9 del IMDb. La recomiendo. Además, sale January Jones que es muy guapetona. Estupendas fotografía, ambientación y caracterización de personajes.

Yo, de tener que vengarme de alguien en plan sangriento, lo haría, cómo no, a ritmo de Shostakovich. 

Redrum, toma nota:

9 comentarios:

David dijo...

Cuánto se aprende contigo.
Sistema límbico: Parte del cerebro implicada en las emociones, el hambre y la sexualidad.

Lo he tenido que mirar, conste...porque no sabía lo que era...
jo... me dices que es hueca por dentro como un coco seco (jaja) y como que no tengo muchas ganas. Además, a mí Drive me gustó, pero no tanto como le gustó a la gente (o a los que conozco que la vieron, vamos).
Si lo de la anécdota de la cita es verdad, me quito el sombrero que no tengo. Jodorowski...qué guionista de tebeos más sobrevalorado... nunca me terminó de convencer (ni cuando era crío)...
La segunda me interesa más...
Voy a ver tu entrada anterior.

Mr. Lombreeze dijo...

Ése es el problema de muchos críticos, tertulianos y artistas: que piensan con el límbico y nos quieren hacer creer que toda la Humanidad hace lo mismo. Pero no, afortunadamente, tú y yo sabemos que existe un tercer cerebro capaz de controlar a las bestias.
jodorowsky es ése que se autoproclama "psicomago", verdad?. Pues ya está todo dicho.

redrum dijo...

Jajaja! ¿Y qué problema tiene esa gente? Yo a la de Refn le tengo ganazas, y la otra me la apunto, desde luego.

¿Lo de tomar nota es por la pieza o por la venganza? La pieza mola mazo!

Un saludo!

Mr. Lombreeze dijo...

Por la pieza, por la pieza... Heil Shostakovich!!!

el problema que tienen soy yo.

JLO dijo...

con esto de la venganza lo primero que se me vino a la cabeza filmicamente es Oldboy, de inminente (y horrible?) remake estadounidense... salu2 master...

redrum dijo...

Jajajaja! Toda la razón con la pieza...Ya sabes que no me pierdo ninguna de las que cuelga ni ignoros sus lecciones!

Un saludo!

Marcos Callau dijo...

Me quedo con "Dulce venganza" y tomo nota. Gracias por la recomendación. Abrazos tocayo.

Antonio Crespo dijo...

Espero con ganas Only God forgives,y más teniendo en cuenta que es el creador de Pusher y Drive.

Mr. Lombreeze dijo...

No me gusta "Oldboy". Encuentro cansino el género asiático de las requetevenganzas requeteelaboradas.

Lamentablemente, Only God Forgives no llega al nivel de Pusher o Drive y, lo que es peor, contiene mucha soplapollez intelectual. Así y todo, merece la pena vera por unos cuantos aciertos visuales.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails