sábado, 2 de abril de 2011

Farley Granger (1925-2011).

En 1945 el actor Farley Granger se encontraba disfrutando de un permiso en la hermosísima ciudad de San Francisco. Farley Granger formaba parte de la Unidad de Servicios Especiales del Ejército norteamericano del Pacífico. Durante esos días libres asistió a un concierto de la Unley Symphony Orchestra que interpretó el famoso ballet Rodeo del magnífico compositor de Brooklyn Aaron Copland.

Tras el concierto Farley Granger y Aaron Copland cenaron juntos en el restaurante chino propiedad del célebre director de fotografía James Wong Howe (grande entre los grandes). Dos días después, el joven Farley Granger fue llamado al despacho del todopoderoso productor juedo-polaco-americano Samuel Goldwyn. Y esto fue lo que pasó ségún contó el propio Granger:

"Goldwyn me dijo que yo no debía dejarme ver nunca más en compañía de Aaron Copland dedido a que Copland era un "conocido homosexual". Mi primera reacción fue reírme, lo que enfureció terriblemente a Goldwyn. Entonces le dije: "Yo me dejaré ver con quien yo quiera". Y me fui... No fui un valiente. Simplemente, viví mi vida a mi manera".

Bernstein (izda) y Copland (dcha) en 1937.

Mr. Granger, gracias por sus interpretaciones en películas como Senso, La Soga, o Extraños en un tren. Descanse usted en paz. Nos ha vuelto a demostrar que el tema de las pelotas tiene poco que ver con la concición sexual o el género.

Los gusanos le dedicamos hoy esta música que va a sonar a continuación sin olvidarnos de la madre que parió a Louella Parsons, la alcagüeta oficial de Hollywood que intentó amargarle la vida. Pero claro, la señora Parsons nunca supo qué se sentía al acostarse con un prohombre de la talla de Leonard Bernstein...

Hoe-Down de la Suite Rodeo (1942), del maestro Aaron Copland:

9 comentarios:

David dijo...

Bien por Farley! Eso es un tío! (y te has olvidado la d en el pie de foto).
Ey! Estoy leyendo en la wikipedia cosas de Granger (lo de la aceptación de lo que le iba, lo que rodeaba a "La soga"). Me gusta que un post me lleve a otras cosas.
Qué pena que me tenga que ir a currar, si no me quedaba enrendando por aquí sobre Granger.
Un saludo.

David Amorós dijo...

Corto y contundente, sí señor. Bonito homenaje. Un saludo.

Möbius el Crononauta dijo...

Gran tipo, y gran actor.

"Gomina" Charlie dijo...

Menudo disgusto, joder.

Paz para su alma.

Y aunque no fuera una obra maestra a la altura de las mentadas, en "Le llamaban Trinidad" también tenía su gracia.

Cinemagnific dijo...

Siempre con nosotros. Me acabo de enterar... :7

Marcos Callau dijo...

En "Extraños en un tren" es donde más me gusta este buen actor. Creoq ue has sido de los primeros en informar de su muerte. Yo no me había enterado hasta que he visto tu entrada en los enlaces de mi blog. abrazos.

Mr. Lombreeze dijo...

Ostras Charlie, es verdad!!!, si salía en Le llamaban Trinidad.., ya no me acordaba.
Yo conozco un poco la rebeldía de Granger porque una de mis biografías favoritas de presonajes del siglo XX es la de Leonard Bernstein, y Granger y Bernstein fueron durante un tiempo amantes.

Sí David, la verdad es que la rebeldía de Granger en aquel Hollywood tan estricto es un tema bastante interesante. Creo que te gustará si profundizas un poco más (mitómano, más que mitómano).

Granger decía que en Senso, donde interpretaba el papel de un oficial austriaco, le habían intentado teñir el pelo de rubio, pero que en la peli parecía tener el pelo rosa.

En fin, lo dicho amig@s, descanse en paz. Yo creo que en Extraños en un tren estaba inmenso.

Tripi dijo...

Granger los tenía bien puestos¡¡¡

Una cosa: en la soga, ¿es él el que hace de malo-compulsivo-asesino, verdad?

Me encantó esa peli.

Saludos, Lombri.

Ps.- Como le dijo a "Your bro",

Tripi 3

Resto 0

Mr. Lombreeze dijo...

Hello Tripi, MrLombreeze ha estado este sábado sorbiendo mocos y tomando cosas calientes. Las gripes tardías son las peores.
sí, es el que hacía de malo que se pensaba que era más listo que nadie, con su paranoia de cometer el crimen perfecto. Este chaval los tenía cuadrados. Ya lo han dicho por aquí y la anécdota que cuento parece refrendarlo, Granger debió ser uno de los primeros actores en salir del armario. Con dos cojones.
Tripi, folla por todos nosotros!!!, por dios te lo pido.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails