domingo, 23 de marzo de 2008

Primavera, la sagrada.

Por fin llegó, más fría que nunca. Consecuencias del cambio climático supongo. A Vivaldi estas cosas no le pasaban y le permitieron componer sus archifamosas "Las Cuatro Estaciones", (cuatro conciertos que se incluían en su colección de 1725 "Il cimento dell´armonia e dell´inventione"), donde la primavera sonaba más primaveral que nunca y que no vamos hoy a escuchar aquí, (oooooooooh). Pero no os preocupéis más de la cuenta, porque a nosotros nos apasiona Vivaldi y tendremos muchas oportunidades de disfrutar de su genial y prolífica obra. Para celebrar el cambio de estación traemos a otro genio de la música del s. XX, Igor Stravinsky, al que, por cierto, Vivaldi no le gustaba un pelo. Famosa es su despectiva frase sobre el cura pelirrojo italiano comentando que "Vivaldi no hace sino escribir una y otra vez el mismo concierto".
En 1913 tuvo lugar en París el estreno de "La consagración de la Primavera", ("Primavera, la sagrada" es su traducción literal del ruso). El maestro ruso la compuso por encargo del mítico empresario Diaghilev y sus Ballets Rusos que causaban furor por esa época y de la coreografía se encargó otro mito viviente: Nijinski. El estreno fue un escándalo mayúsculo hasta el punto de que durante el segundo acto se tuvo que contener al cabreado público al que la música del ballet le pareció una tomadura de pelo y la coreografía también.
El caso es que "La Consagración de la Primavera" ha quedado para la Historia como la primera obra musical revolucionaria del s. XX, pues supuso una vuelta de tuerca en lo que respecta a los dos campos primordiales y esenciales de la música: el ritmo (desaparece la sincronía y acompasamiento entre los instrumentos), y la melodía (con el uso de disonancias).
Por eso traemos hoy aquí esta obra que para muchos todavía hoy, 95 años después, sonará a "rara", pero que sin embargo es clave para introducirse en la música clásica del s. XX.
Por eso y porque el tema es bastante pagano, lo que tras semejante empacho de cruces, beatos, imágenes y curas que hemos sufrido estos días, no viene nada mal. Amén.
La acción se sitúa en la antigua Rusia donde una bella doncella virgen que ha de servir de sacrificio pagano al inicio de la primavera, deberá bailar ante su tribu hasta morir.
"La Consagración de la Primavera" es una Obra Maestra de Stravinsky para la Humanidad y un orgullo para la raza humana en este frío y oscuro universo sin dios. No es mucho pedir que hagais un esfuerzo y la escucheis y veais entera, ¿verdad?.
¿O sí?.
Para Uds y en tres partes, la coreografía, escenografía y vestuario que originalmente concibieron Nijinski y Stravinsky para esta obra, fielmente recreada por "The Joffrey Ballet". Una joya.

Parte 1.



Parte 2.



Parte 3.

6 comentarios:

Soundtrack dijo...

Pues he oído sin problemas toda la primera parte, y aun no sufro secuelas aparentes... ¿hay que esperar 72 horas para estar seguros o puedo reconocer que no me ha parecido tan horrible? :-P

Mr. Lombreeze dijo...

Luego no te quejes si los fans de Stravinsky te rompen las lunas del coche.
Vas por buen camino. Ánimo, ya solamente te quedan dos.

Jorge dijo...

Stravinsky es demasiado para mí... y yo pensaba que molaba, para que un tío mole de verdad le tiene que gustar este colega no?
Casí me da algo, yo ni el primero, y que me decis de los bailes...
Marcus te has pasado, creo que valoras demasiado nuestra capacidad intelectual.
STRAVINSKY desnudate y baila la primavera ojetera.

MonSeñor Gusano dijo...

Estoy de acuerdo, es para audiencia muy avanzada. Pero hay que hacer el esfuerzo.
Un saludo.

Anónimo dijo...

Esta delicatessen extravagante supera mi capacidad de captar las esencias del "orgullo de la raza humana". ¿Aquestos danzares subliman? Coincido con Mr.Jorge en este punto.

Mr. Lombreeze dijo...

Bueno, a mí lo que me sulivella es la música de Stravinsky. Los danzares son un documento histórico que os adjunto, pero que no dejan de tener su interés si se tiene en cuenta el año de su estreno.
Mr. Jorge es un rebelde y una mala influencia. Si la gente no baila desnuda es que no le gusta nada ninguna coreografía.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails