miércoles, 28 de julio de 2010

Los muertos nunca mueren. (Otra vez).

Bueno, volvemos de nuevo a la carga. Hacía muchos días que no aparecía por aquí. Líos, muchos líos, que no vacaciones.
Hoy volvemos a nuestros orígenes y como ya comentamos aquí este estupendo libro, os comento ahora la continuación de Apocalipsis Z: Los días oscuros.
Si continuáis sin haber leído el anterior libro, es cosa vuestra.

Dejamos el libro anterior, con nuestros protagonistas dirigiéndose hacia las islas Canarias. Con la fe de encontrar algún ser humano que no se hubiera convertido en un No-Muerto. Y tras varios sucesos lo consiguen. Es a partir de entonces cuando se dan cuenta que la civilización tal y como la conocían ha desaparecido. Los recursos son escasos, por no decir que casi inexistentes, lo que conducirá a los pocos supervivientes a organizarse de curiosas formas.
Sus nuevos aliados, les pedirán un último favor, volver de nuevo a la península a obtener unos preciados recursos indispensables para la supervivencia de la escasa humanidad.
Esta vez no estarán solos. No estarán desarmados. ¿Tendrán alguna posibilidad contra una ciudad como Madrid totalmente tomada por millones de No-Muertos?. ¿Lograrán volver con vida a Tenerife?. Y si lo consiguen, ¿habrá cambiado algo ahí?...


Muchas incógnitas, ¿Verdad?. Todas nos serán desveladas en este libro.

La verdad es que el libro sigue estando muy bien. Pero pierde la frescura de la primera parte. En esta nueva entrega los protagonistas se han vuelto un poco Rambo.
Poco creíble si los comparamos con los torpes y acobardados humanos llorones de Apocalipsis Z. Pero con la misma enorme suerte de entonces.

El autor, Manel Loureiro, parece que ha perdido ese impacto que le otorgó la novedad. Se le nota que esta segunda parte es más para recoger parte de la fama obtenida (y así más pasta) que para contarnos algo importante o pendiente. Publica Plaza y Janés.
Ahora, para estos días de veranito, no está mal su lectura.

Sabed, oh gusanos, que no está al mismo nivel que su predecesora. Aunque bastante por encima de literatura semejante, (mas no como los libros que recomienda Mr.Lombreeze, ésos son para más elevados espiritus e inquietudes).
Pero, ¿quién no disfruta leyendo sobre zombis?...

Un abrazo gusano.

3 comentarios:

Mr. Lombreeze dijo...

Yo disfruto cabronazo!, jajaja, qué manera más sutil de llamarme pedante.
Apocalipsis Z me hizo pasar un buen rato hace un par de veranos. A ver qué tal éste, (me lo pasas?).

Insanus dijo...

Sigo reticente con estos libros. Supongo que tendré que probar algún día y olvidar esa atávica perversión de comparar con los 2 de Max Brooks.

Aitor Maiden dijo...

Apocalipsis Z me gustó mucho, así que éste lo tengo que leer sí o sí.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails