lunes, 6 de agosto de 2012

Grandes Clásicos. La Patrulla perdida (1934, John Ford).

Ten little Soldier boys went out to dine; One choked his little self and then there were nine...



Uno de los primeros éxitos sonoros del mítico director norteamericano John Ford (1894-1973, nacido como Sean Aloysius O’Fearna)  fue La Patrulla Perdida (1934), película que hoy les recomendamos.

Basada en la novela Patrol de Philip MacDonald, la película narra las peripecias de un grupo de legionarios británicos perdido en medio del desierto de Mesopotamia (actual Irak) durante la Primera Guerra Mundial. Cuando el oficial al mando del grupo, único conocedor del destino, posición y misión de la patrulla, es abatido por un francotirador árabe, el Sargento (no sabemos su nombre) asumirá la responsabilidad de conducir a sus hombres a través de las interminables dunas para intentar reencontrarse con su Brigada a orillas del río Tigris.

En el camino, la patrulla encuentra un oasis en medio de ninguna parte que, lejos de significar su salvación, se convertirá en una ratonera donde el grupo de soldados tratará de no perecer ante las mortales balas del invisible, desquiciante y, por momentos, fantasmagórico enemigo árabe. Es el pánico al francotirador que recientemente pudimos experimentar "gracias" a un magistral espisodio de la magistral The Hurt Locker (2008, Kathryn Bigelow).

Este argumento, que puede parecer hoy bastante sencillo y trillado, resultó ser muy moderno hace casi 80 años, pero es que, además, la maestría del gran John Ford consiguió crear una película inclasificable.

Con apariencia de cine bélico, Ford nos ofrece una historia condimentada con toques fantásticos que rozan, por momentos, lo onírico y que dan mucho juego a los amantes de las interprestaciones metafóricas (no es mi caso). La Patrulla Perdida posee un ritmo muy entretenido (la gran virtud de cualquier Arte, diga lo que diga Tarkovski) y una atmósfera asfixiante similar a la de muchas obras del cine de terror. Puede que La Patrulla Perdida sea la película que inauguró el subgénero del "cine de asedio" (no he visto la versión de 1929), así que no se sorprendan si deciden verla y se encuentran con un montón de situaciones que ya hayan visto en otros filmes más recientes.



La Patrulla Perdida cuenta, como aliciente extra, con la imponente presencia de Boris Karloff en el papel del soldado Sanders, un fanático religioso que añade un interesantísimo toque de locura y de pesadilla a la ya de por sí angustiosa y claustrofóbica situación de nuestros protagonistas (¿les suena?, ¿han visto la magistral La Niebla de Frank Darabont?). Sanders es el elemento desintegrador de la mini sociedad que ha florecido, forzosa y espontáneamente, en mitad del desierto.

80 años pasan factura a cualquiera, también a esta película, y reconozco que la música de Max Steiner es, como casi siempre, excesiva, pero seguro que durante sus 70 minutos les vienen a la cabeza unas cuantas películas míticas que a todos nos gustan y que van desde el Alien de Ridley Scott, pasando por Los Siete Samurais de Kurosawa (el que sepa de cine reconocerá el plano de los sables) y llegando hasta el Scarface de Brian de Palma.


A que mola.

18 comentarios:

fiona dijo...

La primera frase parece de los Diez negritos de Agatha Christie...

Mi lista crece y yo viendo los jjoo!

1besico.

David dijo...

Jaja... Joder! Esta mañana cuando he visto que ibas a hablar de esta peli te iba a decir algo como "esto parece la de diez negritos, pero con legionarios"... No sabes qué gracia me ha hecho leer la primera frase.
Por otra parte... mira que llamarme gafapasta por lo de "Los increíbles" ya te vale.
De todas formas, la otra que pensé era la de "El protegido". Peli que cuando la vi me gustó mucho, pero que al pensar en ella a los cinco minutos de verla le vi cada fallo que...vamos, lo de que el agua fuera la kriptonita es tela... me imagino al pobre personaje de Bruce Willis sólo bebiendo vino o cerveza porque el agua le da arcadas (jajaja)... Esa es un poco como la de Sospechosos habituales. Te convencen mientras las ves...pero en un segundo visionado se te caerían al suelo por los agujeros que tienen en sus historias.
De todas formas, aquí estábamos con Ford. mmm.. espera que lea la entrada.
Vale. Pues sí... La de "The Hurt Locker" (y luego dices de dvd y yo: sólo me salía En tierra hostil) no me pareció magnífica. Bastante bien, pero no magnífica.
Esta, que la he visto un par de veces... pues es lo que tú dices... Casi pionera en algunas cosas...pero creo que sigue resistiendo. Hay alguna parte en la que los diálogos entre los soldados me gustaba bastante...lo que alguno decía, vamos.
Yo tampoco estoy de acuerdo con la frase de Tarkovsky...pero algunas de sus pelis (La infancia de Ivan; Andrei Rublev) son muy entretenidas... Y son las que más me gustan de las que he visto de él.
Ala. Lo dejo, que este comentario es casi más largo que tu entrada.
Un saludito.

Mr. Lombreeze dijo...

@fiona, ¡¡¡los JJOO molan!!!. Normal que pases de las pelis.
Esta en concreto no creo que debiera figurar entre tus prioritarias atendiendo al grado de tu cinefilia, pero vamos, que si la ves te gustará. Y es muy cortita.

@David, jajjaja, es que somos igual de previsibles... Hablemos de esta peli de Ford para no irnos demasiado del tema Coincido en que resiste el paso del tiempo muy bien. Es casi imprescindible verla en VO porque el doblaje es horroroso. Este diálogo, por ejemplo, es muy bueno.


La verdad es que nunca me he aprendido el título en español de The Hurt Locker porque la vi un par de años antes de que la estrenaran en España y durante mucho tiempo hablé de ella sin conocer su título hispano.
Bueno, qué?, sabes de cine o no?, el plano de los sables te recuerda a algún plano de Kurosawa?. Pista: en lugar de sables hay katanas, jajajaja.

Sr.ConBoina dijo...

Jo, pues sí que mola, sí. Con todas esas referencias tengo la boca como la del perro de Paulov. Aunque The Hurt Locker no me llegó mucho, la verdad. Para escenas de francotiradores prefiero la de Salvar al soldado Ryan, tradicional que es uno.
Saludos

MrMierdas dijo...

Correcto, la escena de los sables me recuerda a ¡Átame!, de Almodovar... Es inconfundible.
Qué buena pinta!
Los JJOO son una puta mierda y ya no tienen sentido.
David, El Protegido es acojonante y a mí, me pasa como a Bruce Willis, me da pereza ducharme y bebería siempre Coke.

Kinski dijo...

A mi John Ford como que no me va mucho sobretodo habiendo lumbreras como Walter Hill que fusiló esta peli en los ochenta. Souther Confort (La Presa en Spain) transcurre en los EEUU y enfrenta a miembros de la Guradia Nacional con cazadores cajun, muy entretenida.

Saludos.

Mara Miniver dijo...

Pues me la apunto, no la he visto. 70 minutos? me entran ganas de llorar, ya no se hacen cosas así. Ahora difícil es que alguien baje de las dos horas, a veces multiplicadas por secuelas y precuelas. Lo bueno si breve... ya se sabe.

Un saludo

GCPG dijo...

Bueno, decir que la mayor virtud del Arte (la mayúscula no la he puesto yo) sea el entretenimiento... uf, como que me voy a poner del lado de Tarkovski, quien, dicho sea de paso, entretiene, aunque el entretenimiento no es su fin último.

Saludos

Mr. Lombreeze dijo...

@SrConBoina, podríamos hacer un meme con las mejores escenas de francotiradores. No faltaría la de La Chaqueta Metálica o las de Enemigo a las Puertas, verdad?. Y El Chacal apuntando a DeGaulle...

Mr. Lombreeze dijo...

@MrMierdas, a ti la escena de los sables te recuerda a la del huerto de Amanece que no es poco.
Es cierto que yo tengo un par de amiguetes que no beben nunca agua (y no son los vampiros de Crepúsculo).
Los JJOO son apasionantes, sobre todo el bádminton, la lucha grecorromana, el hockey y el lanzamiento de martillo. Y espera a que hagan olímpico el golf, ¡¡¡entonces sí que vas a flipar de la emoción!!!.

Mr. Lombreeze dijo...

@mara, jajaja, no me llore usted y disfrútela. Que sí que se hacen todavía cosas así, ¡no se me ponga nostálgica!. Incluso el manta de Joel Schumacher hizo una cosita de 80 minutos que se llamaba Ultima Llamada y que se podía ver... Oye, ya tenemos para un meme: Películas de menos de 90 minutos que sean cojonudas, undostresrespondaotravez: ¡¡¡La Cena de los Idiotas!!!.

Mr. Lombreeze dijo...

@GCPG, efectivamente, algunas películas de Tarkovski paracen no tener fin. Él mismo reconocía que hacía falta mucho esfuerzo para comprender sus películas. Yo estoy del lado de Preston Sturges y Sullivan. Tarkvoski me parece un tipo honesto en lo que propone, por eso le respeto, pero creo que se equivoca cuando está convencido de que eso que él propone es lo que debería ser el Cine. Y también creo que se equivoca muchas veces en cómo mostrar las cosas que quiere mostrar al espectador. Dicho esto, a tu parecer ¿cuál es la mayor virtud del Arte?, si es que crees que hay una que destaque sobre el resto, claro.

Mr. Lombreeze dijo...

@Kinski, pues yo tampoco son fanático de Ford aunque admire unas cuanas de sus películas. Otras las encuentro muy flojas. No entiendo, por ejemplo, la admiración, cuasi universal, por El Hombre Tranquilo.

Coñe, no he visto esa que dices de Walter Hill, así que a la saca. Lo que sí he visto y conocido muy bien durante mis años mozos es esta versión de la película de Walter Hill.

GCPG dijo...

Uf, vaya preguntita. Digamos que no creo en el Arte, así en mayúscula. No es el sitio de teorizar, pero digamos que la parte de artesanía que le corresponde al cine como arte debe cumplir con su funcionalidad; su parte creativa, por otra parte, debe cumplir con su expectativa. Obviamente, la expectativa del creador -en el cine, muy diluido- puede no coincidir con la expectativa del espectador -caso Tarkovski, por ejemplo, que sólo cumple con las expectativas de una minoría-. La virtud, o virtudes, si se encontrara en el término medio como reza el dicho, podría estar en el entretenimiento en una determinada película. Dicho de otra manera más clara, la virtud de una determinada película podría ser la de entretener, mientras que esta virtud carece de sentido en otra, o está relegada a un segundo plano.

Mr. Lombreeze dijo...

@GCPG, estoy de acuerdo pero para mí, insisto, la mayor virtud del Arte es el entretenimiento porque para la invitación a la reflexión ya tengo a la Vida, que pude ser muy jodida y muy aburrida.

Möbius el Crononauta dijo...

¡Esta de Ford me falta! Así que a ver cuando saldo mi deuda. ¿Max Steiner excesivo? ¡No hombre!

Mr. Lombreeze dijo...

Que sí, que sí. Excesivo y más para una película como ésta. Compruébalo aquí por ti mismo.

Anónimo dijo...

Si

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails