jueves, 29 de septiembre de 2011

500 Años de... El nacimiento de Miguel Servet (1511-1553). Y un poquito de Béla Bártok.

"Te condenamos, Miguel Servet del Reino de Aragón, a que te aten y lleven al lugar de Champel, que allí te sujeten a una estaca y te quemen vivo, junto a tu libro manuscrito e impreso, hasta que tu cuerpo quede reducido a cenizas, y así termines tus días para que quedes como ejemplo para otros que quieran cometer lo mismo." Ginebra, Suiza, 1553.

"Matar a un hombre no será nunca defender una doctrina, será siempre matar a un hombre.". Sebastian Castellio (1515-1563)

"Es necesario recordar una y otra vez al mundo, un mundo que sólo ve los monumentos de los vencedores, que quienes construyen sus dominios sobre las tumbas y las existencias destrozadas de millones de seres no son los verdaderos héroes, sino aquellos otros que sin recurrir a la fuerza sucumbieron frente al poder". "Castellio contra Calvino", Stefan Zweig, 1936.

Cuando yo era chiquitín me enseñaron que un paisano mío llamado Miguel Servet había sido el descubridor de lo que mis libros denominaban la circulación menor de la sangre (circulación pulmonar), mientras que el mérito de la circulación mayor recaía sobre el inglés William Harvey, lo que producía una bizarra desazón en mi estado de ánimo al considerar yo, en mi infantil clasificación de las cosas importantes de la vida, que la circulación mayor era más importante que la menor. Otra demencia infantil relacionada con Servet era aquella conclusión a la que llegamos, erróneamente, todos mis compañeros de clase y yo mismo: Servet había muerto quemado en la hoguera y Servet había descubierto la circulación menor de la sangre, ergo Servet había sido quemado por descubrir la circulación pulmonar, lo que nos resultaba muy, muy, muy extraño. Delirios de la infancia, ya digo.

Luego me hice mayor y me dijeron que la circulación pulmonar la había descubierto, antes que Servet, un árabe o un chino, no me acuerdo. Y tras ello, una cascada de descubrimientos árabes y chinos desmantelaron un montón de estanterías cerebrales en las que yo archivaba otro montón de logros de paisanos aragoneses, españoles y europeos.

Pero la gran sorpresa llegó cuando en mi adolescencia me enteré de que la causa real del ajusticiamiento del polifacético Servet era todavía más absurda que la causa infantil del asunto de la sangre pulmonar. Miguel Servet fue condenado a morir en la hoguera por ser un hereje ante los fanáticos ojos del teólogo francés Juan Calvino. Dicho en otras palabras, Servet era contrario al Trinitarismo (lo de Dios es Padre, Hijo y Espíritu Santo) y al bautizo de los niños (abogaba por que el bautizo, al igual que hizo Cristo, se recibiera en la edad adulta). Por estas dos creencias fue quemado vivo. Para un ateo como yo este tipo de discusiones se sitúan dos niveles por encima de lo absurdo. Así que imagínense dónde sitúa mi ética el que maten a un señor por defender estas cosas.

En fin. Tremendo.

Vamos a recordar hoy a Miguel Servet con la música del compositor húngaro Béla Bartók quien pasó de católico a ateo para acabar siendo unitarista, lo mimo que Servet. Qué cacao mental, cuántas dudas, pobrecico.

Danzas Rumanas, 1915. Pffffffffffffff

8 comentarios:

David dijo...

Y yo que siempre había creído que Servet era catalán ¿¿?? (lo que aprende uno aquí)... porque lo de Calvino y demás ya lo sabía.
Hicieron una serie, pero no la vi... aunque recuerdo que justo vi una escena que...como para no recordarla... creo que trataba de cortársela y dejaba todo lleno de sangre.
Ah! Se me olvidaba... Hace unas semanas, hubo una competición de baristas y uno de ellos utilizó la Sinfonía del Nuevo Mundo y pronunció correctamente el nombre de su autor (para mí que seguía tu blog (ja,ja)).
Un saludito.

Marcos Callau dijo...

Catalán, Servet, David? Mi relación con Miguel Servet terminó cuando fui al Instituto zaragozano que lleva sunombre. Pero, hace pocos meses, asistí a la exposición que le dedicaron en el Paraninfo. Un tío grande, Servet. Muy bonito Bartók.

Mr. Lombreeze dijo...

Eeeeeeeeeeeeeeeeeeh, cuidado, que Serveto era de Huesca!!!, Villanueva de Sigena.
David, serás víctima inocente de algún revisionista del catalanismo radical. Ésos se piensan que todos eran catalanes, hasta el general Custer.
La serie no la he visto,
por cierto.., ¿qué es un "barista"?.

miquel zueras dijo...

Si no recuerdo mal creo que Servet era valenciano.
Gracias por la aclaración, Mr. Lombreeze. Yo también creía que Servet fue quemado por lo de la circulación sanguínea y me parecía bastante raro.
Siempre es un placer escuchar a Bartok. Es curioso que los tres húngaros más famosos se llamen Bela: Bartok, Lugosi y Kun. Saludos. Borgo.

Mr. Lombreeze dijo...

Miquel, eres un hereje!!! Valenciano???, no!. Marcos, condúcelo tú mismo a la hoguera!!!

Villanueva de Sigena, Monegros, Huesca, Aragón, España.

http://www.villanuevadesigena.com/es/miguel-servet/biografia-servetus.htm

Y no te olvides del plomizo director de cine, ídolo gafapasta, Béla Tarr.

miquel zueras dijo...

Sorry, ya he comprobado que Servet nació en Huesca. Merezco que me conviertan en torreznos. Borgo.

David dijo...

Ja,ja,ja... Ya había visto que era de Huesca... Como hay una horchatería muy famosa por Alicante que se llama Servet, me da que pensé desde crío...catalán.. y luego la serie no sé si la interpretaba Puigcorbé (ja,ja).
En fin...
Barista... Tu hermano te lo explicará mejor que yo.

David dijo...

De la wikipedia (y lo que a mí me dijeron): Un barista es el profesional especializado en el café de alta calidad, que trabaja creando nuevas y diferentes bebidas basadas en él, usando varios tipos de leches, esencias y licores, entre otros. También es el responsable de la presentación de las bebidas y puede complementar su trabajo con arte del latte.
La palabra «barista», cuyo origen se puede encontrar en el idioma italiano, nos dice que es una persona especializada en café. Para ser un buen barista se necesita mucha experiencia teórica y práctica.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails