martes, 12 de mayo de 2009

Made in Spain: Hazañas Bélicas.

Hola amiguitos, hoy volvemos a repasar la Segunda guerra Mundial en los cómics. A muchos os tiene que sonar. Esto sí. Para algo es una serie totalmente española.
Con todos ustedes Hazañas Bélicas.

Este fue un cómic adulto y serio. Radicalmente opuesto a lo que en aquel entonces en España se realizaba, ya que Bruguera dominaba el kiosco y los tebeos eran únicamente para entretener. Ese público más adulto, que buscaba algo más que oír continuamente a sus padres hablar de la guerra y algo de reflexión, quería conocer los hechos de la guerra. Si en esas épocas se podía, claro, que eso es otra historia. Para ellos fue concebido este cómic.

Hazañas Bélicas, publicada por la Editorial Toray en una primera serie en 1948 y una segunda de 1950, quería mostrar un mundo realista. Donde no había superhéroes. Los protagonistas contaban únicamente con su inteligencia y su ímpetu a la hora de enfrentarse en el escenario que suponía el frente de la guerra.
Como es habitual en los cómics de guerra, encontramos situaciones desgarradoras. Donde la línea que separa a los buenos de los malos es casi inexistente. Ya que en estos cómics hablan de personajes inmersos por casualidad en situaciones límite y que para nada han buscado encontrarse ahí. Viendo como el ser humano puede enfrentarse con valentía a las adversidades pero también caer en la mayor de las cobardías.

Aunque la acción ocurría mayoritariamente en la Segunda Guerra Mundial, era habitual encontrar conflictos contemporáneos, como la guerra de Corea, Indochina o en el Oriente Medio. La verdad es que nunca apareció la Guerra Civil Española. Parece que el tema era un poco “tabú”.
Los buenos eran muchas veces los aliados, pero los Alemanes también tenían su lado bueno, eso sí, siempre que se enfrentasen al monstruo Comunista. Jajajaja.


El autor, Guillermo Sánchez Boix, que utilizaba el seudónimo de Boixcar, fue un artista que comenzó en los años cuarenta y que tenía la cualidad de poseer una gran capacidad para plasmar fielmente todo tipo de armas. Capaz de mostrar con mucho detalle uniformes, divisas, etc, con portadas de aspecto impotulo y en color. Aunque muchas fueron dibujadas por el ilustrador Cortiella, que también dibujo las cajas de los Madelman.

Sé que muy pocos habrá leyendo esto y que no hayan ojeado alguna vez alguno de estos cómics.
Venga deteneos a pensar un poco en lo mayores que somos.
Jajajajaja,
Un saludo Gusano.


Bonus track. (también es de guerra)

4 comentarios:

Soundtrack dijo...

Muy cierto!! recuerdo que las dibujos eran mucho mas realistas que lo que podemos encontrar en el TBO o similares... eso sí, yo nunca tuve la suerte de leer una historia donde apareciera un alemán bueno... :P

Mr. Lombreeze dijo...

Quiero una camiseta con el soldado americano que salía a la izquierda de todas las portadas!!!

Mi historieta favorita era una en la que un lancero polaco frenaba el avance del jefe de una panzerdivision porque le clavaba una lanza al conductor del tanque. Con lo que privaba al nazi de ser el primero en entrar en Varsovia, y éste juraba vengarse del pobre polaco...
Buenísima.

Lucifer, Becario del Mal dijo...

Me lei unos ejemplares reeditados en los 90 y efectivamente, eso era otro nivel. Incluso recuerdo uno que transcurria en un ballenero alemán en el mar del norte. 10/10.

kurtinaitis dijo...

yo leí unos cuantos, de hermanos y primos, y lamentablemente no conservo ni uno...snif
ah soundtrack, pues había bastantes con alemanes buenos....

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails